jueves, 26 de agosto de 2010

Sex and the City 2

Año: 2010.
Género: Comedia romántica.
País: Estados Unidos.
Duración: 146 minutos.
Dirección: Michael Patrick King.
Intérpretes: Sarah Jessica Parker, Kim Cattrall, Kristin Davis, Cynthia Nixon, Chris Noth, David Eigenberg, Evan Handler, John Corbett.

"Diversión, moda, amistad, esto es lo que se traen entre manos cuatro amigas: Carrie, Samantha, Charlotte y Miranda le dan un mordisco a la Gran Manzana—y más allá de la Gran Manzana—continuando con sus vidas ajetreadas y amoríos.

¿Qué sucede después de que uno dice “Sí, quiero”? La vida es todo lo que las señoras alguna vez desearon que fuese, pero no sería 'Sex and the City' si la vida no les deparara unas cuantas sorpresas más…esta vez, en la forma de una aventura bañada por el sol y el glamour que las llevará inmediatamente muy lejos de Nueva York a uno de los lugares más lujosos, exóticos y lleno de vida de este mundo, donde la diversión nunca duerme y donde el misterio espera en cada rincón.
Es una aventura que les llega en el momento justo a estas cuatro amigas, que se encuentran en—y luchando en contra de—los roles tradicionales de la vida matrimonial, de la maternidad y más. Después de todo, a veces es necesario escaparse con las chicas."

Dos años han pasado desde que las chicas más reconocidas de Nueva York deslumbraron la pantalla grande; en 2008, Sex & The City realmente me cautivó por llevar de una manera más que encomiable las aventuras de estas cuatro damas en la Gran Manzana. El éxito no se hizo esperar y hete aquí en 2010 con una nueva secuela... que lamentablemente no vive a las expectativas creadas.

Con tanto drama pora quí y por allá en la primera entrega, ¿que les deparaba el futuro a las féminas? No mucho, ya que la historia poco y nada se encarga de ofrecer verdaderos problemas a las protagonistas excepto por el gran dilema de Carrie.

Problemas triviales, como el de Charlotte y sus macriadas hijas (cuando siempre soño con armar su familia) y el molesto compañero de trabajo de Miranda (verdaderamente, una estupidez dle guión) son de veras problemas insustanciales - en el caso de Charlotte, el quedar finalmente embarazada en la anterior película siendo que era escasamente fértil y en el caso de Miranda, la infidelidad de su esposo - a la sombra de la trama de la primera. Y ni hablar de Samantha, que sigue siendo la misma entrañable golfa de siempre, con o sin menopausia.
La historia está toda indicada para que el lucimiento se lo lleve la trama de Carrie, y ni siquiera lucimiento, ya que deciden cerrar el argumento de la peor manera posible.

Ni siquiera el viaje exótico de turno, en este caso al ostentoso y exhuberante Abu Dhabi, sirve como escusa para cambiar las cosas: esta vez, es más fastuosidad que otra cosa. Si de algo se encargó la serie desde sus inicios era de mezclar el apartado RELACIONES con la MODA de manera que no asfixiara. Acá es todo lo contrario: cada 2 segundos las chicas tienen un nuevo modelito para mostrar - es casi insultante que todo el tiempo haya un bombardeo constante, como si fuera una laaarga promoción de ropas.

Si pudiera describir en una palabra la impresión general de la película, esa sería exageración: comenzando por la fastuosa boda gay que tiene como aliciente principal a una devenida Liza Minelli tomando prestado de manera horripilante Single Ladies de Beyoncé y terminando en el explosivo viaje al Oriente, creo que las mentes creativas se dejaron llevar por la emoción al escribir la película.

Lo mejor de todo, por supuesto, y lo que hace que valga la pena ver la película, es el reparto. Las chicas están inigualables: desde la siempre radiante Carrie Bradshaw de Sarah Jessica Parker, columna vertebral de la serie, la cuidada y meticulosa Charlotte York-Goldenblatt de Kristin Davis, la sarcástica Mirand Hobbes de Cynthia Nixon y la irrefrenable lujuriosa Samantha Jones de Kim Cattrall, es bueno ver a todas de nuevo y ver que la química entre ellas no se ha perdido.
Todas tienen su momento de gloria (en especial Charlotte y Miranda con su charla de madre a madre) y muchas pero muchas situaciones para compartir.
Podés sacar a las chicas de la ciudad, pero no podés sacar la ciudad de las chicas...

Sex and the City 2 es un pequeño salto atrás, pero chiquito; con todas sus falencias y desaciertos por un lado, pero con la nostalgia y la buena predisposición por otra, la secuela es disfrutable, casi imprescindible para las/os fanáticas/os.



Calificación: B-

1 comentario:

francisco Acuña dijo...

buena reseña..estoy deacuerdo, es un poco inferior pero muy disfrutable... fui a verla al cine y si mal no recuerdo en toda la sala solo esban como 4 hombres XD