martes, 2 de diciembre de 2008

La amenaza de Andrómeda (The Andromeda Strain)


Año: 2008.
Género: Ciencia Ficción.
País: Estados Unidos.
Duración: 180 minutos.
Dirección: Mikael Salomon.
Intérpretes: Benjamin Bratt, Eric McCormack, Christa Miller, Daniel Dae Kim, Viola Davis.

"Un satélite militar de los Estados Unidos cae en la pequeña ciudad de Piedmont, Utah y desata una mortífera plaga que elimina a toda la población, dejando sólo a dos sobrevivientes: un hombre y un recién nacido. Tan rápido como el ejército pone en cuarentena la zona, un equipo altamente especializado de científicos es reunido para encontrar una cura para el patógeno cuyo nombre en clave es Andrómeda, a la vez que un reportero investiga una conspiración gubernamental que puede acabar con su vida."


Interesante reimaginación de una novela del maestro fallecido Michael Crichton, que tuvo su primera adaptación en el año 1971 y cuya historia sigue vigente en esta época.

Me llamó la atención rápidamente este estreno exclusivo para TV, ya que tenía el sello Crichton, y eso sólo significa un producto de calidad. Más allá de que me encanten las películas con una trama sci-fi y que involucre una investigación científica, esta miniserie tiene todos los elementos para atrapar al espectador durante 180 minutos que tranquilamente pueden verse de una sola vez, aunque también separadas tienen otro efecto, pero el mismo resultado.

La historia es bastante compleja, y hay que prestarle mucha atención a toda la invstigación que hacen los científicos para comprender cómo se combate a este ente bacteriológico implacable llamado Andrómeda, cuya capacidad de sorprendernos es ilimitada; básicamente cualquier persona en contacto con el virus muere casi instantáneamente en agonía, cuando no padece locura y elige someterse a muertes dolorosas y muy impactantes (la mejor, el tipo con una motosierra). Este virus también posee una capacidad asombrosa de adaptarse al medio para transmitirse, así como también de asimilar agentes nocivos para ella misma. Seguir contando les arruinaría la trama.

Esta trama se ramifica: tenemos al equipo de científicos encerrados en un laboratorio subterráneo (¿les suena?) aislado, tratando de descubrir una forma de parar el virus, a un periodista adicto a las drogas que trata de desarrollar la primicia siendo impedido por el gobierno, que intenta mantener bajo control la situación cueste lo que cueste, ya que esconde más de un secreto entre sus manos. El presidente estará al tanto de la situación, y se compromete con la causa, liderando y dando órdenes de alto rango.

Un cambio bastante radical que han hecho con respecto a la original es las etnias y los sexos de los científicos; mientras que en la de 1971 son todos hombres blancos , en esta el equipo se compone de 2 hombres caucásicos (uno de ellos homosexual aunque no se de a saber literalmente), un asiático, y 2 mujeres, una blanca y la otra afroamericana. Estos cambios se establecieron para reflejar (correctamente) el mundo tal cual es en esta época, dejando de lado los prejuicios.



Los actores inteerpretan sus papels con solvencia. Merece ser destacado todo el equipo de colaboradores en este plano: Benjamin Bratt ("Miss simpatía", "The Cleaner"), Christa Miller ("Scurbs"), Daniel Dae Kim ("Lost"), Viola Davis ("Disturbia", "Doubt") y Rick Schroder ("24") hacen un gran equipo, que trabaja bajo presiones, tanto propias como ajenas. Especialmente generé empatía por el personaje de Davis.

Junto a ellos cabe señalar a Eric McCormack (reconocido por "Will & Grace) como el persistente y drogadicto periodista, y a Andre Braugher, que ya es común verlo hasta en la sopa con sus papeles secundarios ("La niebla", Los 4 fantásticos 2", "Salem´s Lot).


El director Mikael Salomon tiene una larga carrera en televisión, cuyo trabajo más reconocido debe ser la miniserie de un libro de otro maestro, Stephen King, con "Salem´s Lot". Acá hizo un gran trabajo, sencillo y convincente, aunque las restricciones de presupuesto hicieron que algunos detalles quedaran algo descolgados (como SPOILERS la desintegración del avión con el misil nuclear, un detalle poco agradable y peor hecho FIN SPOILERS.)




Concluyendo, "La amenaza de Andrómeda" es una atrapante miniserie de ciencia ficción con moraleja incluída, interpretada convincentemente y con una compleja gran historia para contar.


Calificación: B+.

2 comentarios:

Almas Oscuras dijo...

La ví antes del verano. Tenía muchas esperanzas puestas en la serie porque adoro el relato de Chrichton. Pero lo cierto es que me defraudó bastante. Una realización correcta, unos actores correctos, buenos efectos... pero un desarrollo de la trama demasiado plano y aburrido.
Una lástima.

Saludos

La Mascarada dijo...

Noooo! amé tu blog!!!

Bueno, creo que es una remake bastante sólida de un clásico de la ciencia ficción no?

Gracias por pasar por el mío.

Caro